27 octubre 2008

46. Alcalde Abel Caballero versus Ministro Celestino Corbacho

Habiendo recibido invitación para observar el desarrollo del V Consejo Federal de Política Municipal del Partido Socialista celebrado en la ciudad de Vigo estos días 24 y 25 de octubre con el tema monográfico: "Las Políticas de Promoción Económica y Empleo en los Ayuntamientos" se aprovechó la misma. Agradeciendo la deferencia, pues la ocasión fue propicia para escuchar de primera fuente propuestas y conjuntos vacíos en materia laboral y de empleo.

Soberbias las intervenciones del Sr. Pedro Hernando, alcalde de Getafe y Presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias, el cual casi jugaba en casa, pues sus abuelos son gallegos, que expuso el modelo de concertación social y laboral que posibilitó, junto a otras medidas municipales, el pleno empleo en su localidad, también la del Sr. Ramón Ropero, alcalde de Villafranca y portavoz del Grupo Socialista en la FEMP, que además de exponer su modelo de desarrollo local, reclamó, con sólidos fundamentos jurídicos, la transferencia de recursos financieros a los ayuntamientos para poder satisfacer las demandas de la ciudadanía en materia de empleo y de atención social, remarcando el atraso de la Administración del Estado en reformar la vetusta, no por antigua sino por sobrepasada ley de financiación local, que no posibilita la atención a la demanda de servicios y prestaciones, competencias de otras administraciones que se ven obligados a presentar por la cercanía al ciudadano, y hacerlo sin los recursos que las Comunidades Autónomas, que están obligadas en virtud del artículo 142 de la Constitución Española tienen que cederles por la coparticipación en los tributos autonómicos.

La Ministra de Administraciones Públicas, con una preparada intervención, resaltó la próxima Ley del Gobierno Local, las Ventanillas Únicas y la simplificación administrativa en trámite, pero la condición de ingeniera no subsana el atraso histórico y el stop en materia de normativa municipal y de reforma financiera, ni la inexistencia de referencia a las cartas de servicios compartidas, encomiendas de gestión a los municipios con dotación de recursos financieros y la delimitación competencial, factores que permiten una posición clara para promoción de empleo y económica municipal. Se echó en falta la participación del ministerio económico del gobierno. No así de las comunidades autónomas que todavía están en la fase de, por una parte responsabilizar al Estado, y por otra, hacer mutis por el foro, que ya se encargarán los ayuntamientos.

Tras las intervenciones de, entre otros participantes, el alcalde coruñés, que iba de sobrado en el estrado, pero con una exposición de desarrollo y fomento del empleo de la década de los ochenta, ya superado hace algo más de dos décadas, el plato fuerte se puso en la mesa.

El Sr. Ministro Corbacho presentó un discurso dividido en 2 partes, la primera se podría puntuar con un sobresaliente:

Exposición muy pedagógica y rigurosamente progresista, solidaria, humanista, con honda preocupación social por los trabajadores que se quedan en el paro y tienen cobertura social por un período temporal, y por los que ni tienen trabajo ni cobertura social, olvidándose de los que trabajaban, pasan al desempleo sin tener posibilidad de cobertura social por insuficiente cotización. Hizo una reflexión a viva voz, a estas alturas suena más a meditada, de que los ayuntamientos tendrían que constituir redes sociales de apoyo. Esto lo están haciendo, con los perceptores de desempleo, por la disminución de los ingresos, y por los excluidos laborales, además con fondos propios: ayudas y prestaciones sociales, exención de tasas, becas, etc, ...pedir más suena a suicidio contable-presupuestario o harakiri.

La segunda parte, desilusionante, de nota necesita mejorar, con la única propuesta de que se podría permitir una laxitud de la estabilización presupuestaria municipal permitiéndoseles endeudarse, ¿aún más? para generar inversión y empleo. Esa propuesta deberá provenir de alguien del área económica, pero del Ministro de Trabajo de España se esperaba un Plan de Medidas de Choque para la sangría del paro; al igual que el Área Económica y el Presidente del Gobierno lo hizo, con Matrícula de Honor, para posibilitar la marcha económica y financiera del país.

Es hora de hacer los deberes, asumir las propias competencias y responsabilidades y ponerse a trabajar para la población desempleada. Los ayuntamientos lo llevan haciendo desde siempre sin muchos, ni demasiados o más bien pocos apoyos ni colaboración. Los Planes de Empleo y Reactivación Económica no consisten en subvencionar o bonificar la contratación. Es no es más que un indicador estadístico para el formulario correspondiente y nada más que eso. Así que más seriedad, que la ocasión no es para perder el tiempo ni para esperar que el mercado laboral se vaya arreglando solito, mientras que el otro, el financiero lo arreglen los Señores Presidente del Gobierno y Ministro de Economía.

La otra cara de la moneda la puso el Sr. Alcalde de Vigo, que sin desaprovechar la ocasión para vender y muy bien su ciudad, expuso su modelo de desarrollo económico y de potenciación del empleo en su ciudad nucleado en tres vectores rectores:

El naval, el automóvil y el pesquero.

Método analítico, muy didáctico, de fácil comprensión, directo y llano. Con una apuesta por los 3 subsectores que dinamizan Vigo, de alto valor añadido y favorables perspectivas. Hacía años, treinta y uno exactamente, que no veía al Sr. Abel Caballero tan identificado con su papel y en su rol políticos, tan sólidamente situado en las coordenadas y ejes de las necesidades laborales y económicas del momento actual, y, además, tan distendido, tan optimista, y tan cercano a la problemática y realidad presentes y futuras de su ciudad. Causó una grata sorpresa que Vigo, además de un Alcalde haya ganado un renombrado, muy sólido, y altamente cualificado economista. Es un ámbito en el que se mueve y desenvuelve como pez en el agua.

Por Jaime Tornero.

No hay comentarios: