06 noviembre 2008

48. Zapatero, los Comités de Empresa, ...la "O" de obrero

Nadie puede dudar que la principal razón de ser de los trabajadores son unas adecuadas condiciones laborales y la calidad de vida propia y de los suyos; nadie duda tampoco de que es necesario mantener, cuando menos, activa la cadena trabajo-empleo-consumo-riqueza.

Es cierto que existe un interesante debate, de largo tiempo, en el mundo de las relaciones laborales en el seno de las empresas respecto de la doble figura de los Comités de Empresa y las Secciones Sindicales. España, en su momento, durante el primer Gobierno de Felipe González dio pasos de gigante en materia de derechos sociales, algunos de tales derechos hoy adormecidos, pero no desaparecidos.

El Presidente del Gobierno Don José Luis Rodriguez Zapatero ha venido perdiendo en estos últimos meses cierta popularidad a causa de los graves problemas económicos y de la falta de protagonismo de España en los foros internacionales. Es cierto también que Zapatero, una vez más, con tesón y mucho coraje mantiene una lucha sin cuartel por colocar a España en primera fila, a medio de talante. Hemos visto como ha ido dando pasos certeros y prudentes reuniéndose con los lideres financieros y con la oposición; vemos como trata de arañar fondos e ideas para mantener la confianza.

Ahora, toca dar un verdadero ejemplo de sensatez y buena fe.

Sí, ha llegado el momento de coger el toro por los cuernos en materia social. Es la hora de hablar cara a cara de forma real con los trabajadores y con los empresarios. No puede olvidar el Presidente que todos esperan un gesto suyo. Debe reparar en que al lado de la representatividad que ostentan los Sindicatos mayoritarios por Ley, la cual emana de los resultados electorales sindicales, justo al lado, como fuerza centrífuga existe la base esencial de la realidad del trabajo que emana de las urnas, directamente del voto de los ciudadanos-trabajadores-consumidores, son los Comités de Empresa.

Ahora, Zapatero, la acción pasa por la convocatoria de los protagonistas sociales, grandes empresarios, presidentes de Comités de las grandes empresas del país, un representante de cada uno y de todos los sindicatos, sin olvidar ninguno, un representante de las organizaciones de empresarios y de autónomos, pescadores, agricultores-ganaderos, mineros.

Con la verdad y de frente, con la legitimidad de dirigir un partido que lleva la "O" de obrero.

Salvo mejor parecer

Baldo

No hay comentarios: